La localidad de Burgui se va convirtiendo, poco a poco, en un territorio museo en el que acercarnos a antiguas formas de trabajo características de estos pueblos y valles del Pirineo.

Mediante la colaboración voluntaria y desinteresada de sus vecinos, año tras año se lleva a cabo la reconstrucción o recreación de un viejo oficio. Todos ellos cuentan con su respectivo panel explicativo e ilustrativo. Actualmente podemos visitar ya los siguientes:

Cantero
El antiguo puente medieval de estilo romano que nos recibe a la entrada al pueblo nos acerca al oficio del cantero, al trabajo de la piedra a base de maza y cincel, y a los métodos de construcción de este tipo de puentes.

Almadiero
Acudiendo a Burgui el Día de la Almadía para contemplar en vivo el descenso de tres almadías por el cauce del Esca, mediante la visita al Museo de la Almadía o acercándonos a la almadía a tamaño natural colocada junto al puente medieval de la localidad.

Panadero
Bajo una cubierta a cuatro aguas con teja típica de la zona que nos recuerda el oficio del tejero, se ha recreado un antiguo horno construido con ladrillos refractarios, similar a los que existían antaño en numerosas casas para la elaboración del pan.

Horno que podemos visitar y ver e funcionamiento en la misma panadería del mismo pueblo de Burgui.

Carbonero
Junto al horno, una carbonera con un corte vertical en su sección nos enseña la disposición y forma de colocación de la madera para su cocción y posterior obtención del carbón vegetal.

Nevero
A través de una antigua nevera medieval, o nivera, construcción subterránea circular de piedra en la que se almacenaba y conservaba la nieve durante el invierno para ser comercializada durante el verano.

Calera
Se ha reconstruido un antiguo horno de cal o calera, lugar en el que se llevaba a cabo la cocción de piedras calizas para la obtención de cal, empleada principalmente en la albañilería.

Serrería

Sierra que podemos visitar bajo un tejado de madera y poder descubrir cómo trabajaban el tema de la madera en antaño.